Margarita Carvajal

Devota de San Lorenzo:

“El mayor tesoro que yo tengo sale de mi corazón. San Lorenzo me lo da. El tesoro no se busca en el dinero, sino en el amor que uno puede entregar. Él me da la fortaleza para seguir adelante”.